jueves, 10 de mayo de 2012

Tras la pantalla solo veo Pejotas, parte 2

Como parece que gusto aquí vienen dos nuevas anécdotas de mis partidas, esta nueva selección nos encontramos de nuevo con dos momentos épicos de combate (ya habrá otros de no combate)




El primero de ellos es del juego EXO, esta partida es del año 2003 (poco antes de que me retirara como narrador durante casi 3 años) en esta partida que es una de las mas recordadas por mi grupo fue absolutamente épica y que tiene como la escena mas recordada la que voy a tratar. La partida estaba ambientada en una modificación de la ambientación original (aunque tampoco tan alejada a como esta a dia de hoy) en el que los jugadores formaban parte de un escuadrón militar que oficialmente no existía y que trabajaba para la república federal de planetas a las ordenes del comandante Azaña. El comando era muy particular pues su capitán (Jhon Ricco) solo aceptaba miembros humanos, a partir de que se les expulso de la séptima flota, y por el pasaron mas de 30 militares en sus casi 50 años de existencia (tiempo de juego). En esta ocasión tendrían que proteger a una importante testigo en un juicio contra una multinacional en la capital de la RFP a lo largo de un mes. Todo se desarrollo con múltiples problemas hasta que llegaron a la escena que nos ocupa en este momento.

Después de lograr un piso franco y eliminar a varios de los asesinos que iban en su búsqueda y localizar a la testigo que había huido decidieron montar un perímetro de seguridad y encadenar a las paredes a la testigo para asegurarse que no huiría. Esto funciono pues descubrieron un grupo mercenario compuesto de una decena de Olieros que se dirigía a su apartamento así que tomaron las precauciones adecuadas minando la entrada y preparando la ametralladora pesada tras la puerta así como los demás miembros en distintos lugares de la habitación para realizar un contra asalto una vez eliminado lo gordo con el fuego de la ametralladora. Pero no todo salió como estaba previsto, digamos que no estaban muy acostumbrados a ser los defensores y les sorprendió enfrentarse contra ciertas técnicas militares, por ejemplo los olieros no abrieron la puerta como si fueran espias si no que la volaron con explosivos plásticos y cuando esta salto por los aires usaron dos lanzallamas para limpiar la habitación dejando muy mal herido al operador de la ametralladora y a continuación realizando una carga con armas de asalto al interior. Esto decoloco los planes asi que dos miembros del escuadron salieron de sus posiciones y empezaron a cubrir a sus compañeros con escopetas para que evacuaran al herido mientras que la sub oficial colocaba explosivos en el suelo para abrir una ruta de escape. La escena fue épica con Ramirez y el personaje de murai (lo siento no recuerdo su nombre) cubriendo a golpe de escopeta a sus compañeros, la escena fue interesante por la dinámica de las escopetas pues estas realizan daño en 3 partes del cuerpo y una de ellas era la cola de los Olieros que no podía tener armaduras pesadas si no mallas cinéticas que eran menos resistentes y provocaba que el sock les sacara de combate. Una vez evacuados al herido y la testigo Ramirez dejo solo a su compañero que cubrió la retaguardia y elimino a varios Olieros (14 en total antes de tener que huir). El combate contra los olieros se desarrollo por todo el bloque de apartamentos hasta que llegaron a una de las plantas garaje en la cual se desarrollo el combate final, la escena una vez mas fue impresionante pues el resto de mercenarios olieros les atacaba con armas de asalto y pesadas mientras que su escuadrón se quedaba sin armas y su mejor equipo (una ametralladora SH20A) solo la sabia usar el herido por fortuna lograron despintar a los mercenarios dividiéndose en dos coches perdiéndolos en una persecución entre las calles de Vetera. Al final lograron salir indemnes y pudieron presentarse al juicio no sin antes verse con otros grupos de mercenarios pero ninguno fue tan exigente ni recordado como el de los olieros.



El segundo es bastante mas reciente y tenemos que avanzar al año 2006 unas semanas después de mi regreso tras la pantalla, en este momento yo estaba bastante mal en tema rolero, mi grupo habitual y casi todos mis amigos me habían dejado de lado a favor del WoW y encima la partida de D&D que jugábamos en aquel entonces estaba bastante mal encaminada por aquella época, teníamos muchos problemas con la historia, internos entre los miembros del grupo, yo los tenia con el sistema, con un par de PNJs (como Kriim que no nos gustaba a ninguno y no hacia mas que salir, una cosa es que un pnj te caiga mal y otra que directamente te arruine la diversión cuando sale), esto me hizo buscar nuevos jugadores en foros de internet y en el de edge surgieron varios jugadores que poco a poco se estabilizaron en un grupo estable y compenetrado al que se sumaron amigos y conocidos de otros campos hasta crear el grupo de 5 personas que jugaron la partida de anima conocida como las crónicas de la espada negra que duro desde 2006 a 2008 que se jugaba entre 1 y 2 días a la semana (como molaba volver a estudiar, tiempo a mansalva después de 3 años currando), pero esta historia es de las más tempranas y nos encontramos cuando el grupo lo formaban solo tres personajes Cáncer, Aricia y Ken Onoe (en cuya ficha figura la lindeza de en el apartado de pelo/ojos: Si).
Mientras se encontraban en la frontera de Kannon con Togarini buscando el Rubi de los fuegos se encontraron con uno de los miembros de la Orden del Uroboros que buscaba lo mismo. El problema era que este estaba intimidando a un pueblo y el grupo decidió meterse con el y sus dos guardaespaldas que murieron sin mucha dificultad pero este enemigo ingirió uno de los orbes quimerizadores (un objeto mágico que contenía el hechizo de quimera y que el que lo comiera se trasformaba en un monstruo) transformándose en una especie de criatura mitad hombre mitad fuego. Los tres compañeros se dedicaron a golpearle con todo lo que tenían (no mucho, eran nivel 2 contra un nivel 5), el combate fue largo e intenso con cáncer haciendo acrobacias e intentando hacer jugarretas para sacarle los puntos débiles a la criatura esperando que la invocadora sacara algún truco de la manga que lamentablemente nunca llego, con el tiempo cáncer no pude mas y fue apresado, la bestia empezó a aplastarle mientras exudaba fuego por la piel. En ese momento Ken se fue al pozo y empezó a sacar cubos de agua lanzándolos contra la bestia, su lava se petrifico y endureció creando una estatua de la criatura que murió. Tras arrancarle los brazos y rescatar a cáncer este había muerto. El personaje fue enterrado y se creó una estatua en su honor. Un tiempo después esta tumba seria profanada por una hechicera que necesitaban a cáncer para abrir la puerta del santuario de plata (muy avanzada la trama) resucitando a cáncer, esta contra trama fue orquestada por que el jugador (Cel) tras perder a uno de sus personajes quería volver a llevar a Cáncer y preparamos su vuelta con tiempo, este Cáncer II tubo mejores y mayores aventuras hasta que robaron su alma arrancándosela de su cuerpo pero eso amigos es historia para otra ocasión.